martes, 30 de junio de 2015

#Lasaña de calabacín rellena de puerros, manzana y tofu

¡Hola amigos!

Hoy traigo otra receta fácil, rápida y de esas que nos gustan tanto...bajas en calorías!

El nombre lo dice todo, no? Lasaña sí, pero de calabacines rellenos de verduras con tofu.

Algunos de vosotros ya habréis sacado libreta y boli para apuntar bien como hacerla, para los que aún no os tengo convencidos, os hablaré del tofu.

El tofu...si es que hasta la palabra suena mal, ¿no? TOFU, casi parece un insulto...jejejeje, y la verdad es que nunca he sido muy fan, pero después de volver de Japón, y ver que la había comido varias veces y gustándome, le di una segunda (o tercera) oportunidad. Y ¿por qué? bueno, porque como habréis oído millones de veces, el tofu es lo que se conoce como la "carne vegetal". Es un derivado de la soja que tiene un alto contenido en proteínas vegetales, y es altamente digerible. Además el tofu es un alimento sin colesterol, bajo en calorías, con hierro, fósforo, sodio, potasio, vitaminas, es una gran fuente de calcio y un sinfín de propiedades beneficiosas que hacen del tofu un alimento que además de estar de moda, ayuda en esto de la cocina saludable. Si a esto le sumas que es fácil de preparar y lo encuentras en cualquier supermercado...¿por qué no darle una segunda oportunidad?

Y ahí me encuentro yo, haciendo una lasaña de calabacín rellena con tofu. Así que al lío, a explicaros la receta, porque las propiedades del tofu, ya os las sabéis, la de los vegetales también, así que...a lo que vamos!

Ingredientes:
  • Calabacines
  • Puerro
  • Manzana
  • Nuez Moscada/pimienta
  • Tofu
Preparación: 

  • El primer paso es cortar los calabacines a tiras finitas. Si tenéis una mandolina o un buen pelador, podréis hacer tiras largas y finas que os quedarán geniales para hacer canelones. Si usáis un cuchillo, o no tenéis el día, terminaréis haciendo una lasaña como la mía...es más fácil!
  • ¡¡¡Pre-calienta el horno!!!
  • Con lo que sobre de calabacín, una parte la corto a trocitos y lo añado a un cazuela (no muy grande, a no ser que hagáis relleno para 20 personas) junto al puerro y la manzana, todo a partes iguales. Añade unas gotitas de aceite, nuez moscada y pimienta y deja pochar a fuego lento hasta que veas que la verdura está blandita.








  • Preparamos la lasaña: con las tiras que hemos cortado, hacemos un pastelito, como se ve en las fotos. Dejar unas tiras debajo, para que sea más fácil cerrarlo al final.
Si prefieres canelones...

  • Y ahora toca añadir el relleno! A las verduras pochadas, le he añadido el tofu cortado a cuadraditos pequeños, y vas haciendo capas, tantas como te apetezca y...cierras lasaña!

Primera capa de calabacín

Añadir el relleno y toca la siguiente capa de calabacin

Otra capa de calabacín, y así todas las que queráis

Y finalmente cerráis la lasaña

  • Ahora lo metemos al horno, y a esperar! Lo del horno, no me fío de los tiempos, cada uno sabe cómo va el suyo y su potencia, así que controlar. 

Y ¡ya está! Ya tenéis la comida o la cena preparada, y... ¿qué os ha llevado? 30 minutos? y he de decir, que mientras el horno cocina no has de estar mirando, si no que puedes aprovechar para hacer 5 minutos de ejercicio o preparar unas crepes para desayunar, porque si quieres añadir salsa...tampoco te va a quitar tiempo!


Ingredientes para la salsa:
  • Lo que hemos guardado del calabacín
  • Queso fresco batido desnatado 0%
  • Nuez moscada
Y ahora diréis, pues vaya salsa de ..*¨:/*>]!! Pues noooooooooo! a todo hay que darle una oportunidad, y a esta salsa en particular, os saldrá regalada.

Es fácil, el calabacín sobrante lo metéis en el microondas con una pizca de nuez moscada (en un taper mismo), cortadito 3-4 minutos a potencia media. Una vez lo tengáis, lo juntáis con unas cucharaditas de queso fresco batido desnatado (no solo sirve para postres), lo trituráis y tachán! TOMA SALSA 


Quiero puntualizar algo, a esta lasaña, creo que le podría quedar mejor una salsa con tomate, pero...es lo que tenía a mano en ese momento, y estaba muy bueno. Eso sí, no os paséis con el queso, simplemente para darle esa textura a salsa.

Ahora ya lo tenéis todo, preparar el plato, y a zampar.

Y...aunque no soy muy buena decorando los platos, puedo confirmaros que es una cena deliciosa. 

¡¡¡Espero que la disfrutéis!!!